HAZTE CREADOR, NO SOÑADOR

Shonda Rhimes dio un poderoso pregón en Dartmouth, dirigido a todos los soñadores del mundo. A continuación el extracto más relevante.

Cuando la gente da este tipo de discursos, normalmente dicen todo tipo de cosas profundas y sabias. Tienen lecciones que impartir. Tienen conocimiento que compartir. Te dicen: Persigue tus sueños. Escucha a tu corazón. Cambia el mundo. Deja tu huella. Encuentra tu voz interior y hazla sonar. Acepta el error. Sueña. Sueña y hazlo a lo grande. De hecho, sueña y no dejes de soñar hasta que todos tus sueños se hagan realidad.

Creo que eso es charlatanería.

Creo que mucha gente sueña. Y mientras están ocupados soñando, la gente realmente feliz, aquellos realmente exitosos, los realmente interesantes, comprometidos y poderosos, están ocupados haciendo.

La creadora de series como 'Scandal' o 'Anatomía de Grey' da un discurso desde su experiencia que podría servirnos a muchos de los que buscamos el éxito en cualquier ámbito.
La creadora de series como ‘Scandal’ o ‘Anatomía de Grey’ da un discurso desde su experiencia que podría servirnos a muchos de los que buscamos el éxito en cualquier ámbito.

Los soñadores miran al cielo y hacen planes y esperan y hablan de ello sin parar. Empiezan muchas frases con “quiero ser…” o “me gustaría…”.

“Quiero ser escritor”. “Me gustaría dar la vuelta al mundo”.

Y sueñan con ello. Los pijos se reúnen en cócteles y pavonean sus sueños, y los hippies tienen libretas de sueños y meditan sobre sus sueños. Quizás escribes un diario sobre tus sueños o discutes sobre ellos con tu mejor amigo o tu novia o tu madre. Y te sienta bien. Hablas de ello, lo planeas. O algo así. Estás idealizando tu vida. Y eso es lo que te dicen todos que hagas. ¿Verdad? Quiero decir, eso es lo que Oprah y Bill Gates hicieron para tener éxito, ¿verdad?

No. 

Lo sueños son adorables. Pero son solo sueños. Fugaces, efímeros, bonitos. Pero los sueños no se hacen realidad solo porque los sueñes. Es el trabajo duro el que hace que los sueños ocurran. Es el trabajo duro el que crea el cambio.

Así que, la lección nº1, supongo, es: abandona el sueño y hazte creador, no soñador. Quizás sabes exactamente lo que te gustaría ser, o quizás estés paralizado porque no tienes ni idea de cuál es tu pasión. La verdad es: no importa. No tienes que saberlo. Solo tienes que seguir en movimiento. Tienes que seguir haciendo algo, buscando la siguiente oportunidad, seguir abierto a intentar algo nuevo. Simplemente… crea.

Entonces, puedes pensar “Me gustaría viajar”. Genial. Vende ese coche malo, compra un ticket a Bangkok, y vete. Ahora mismo. En serio. 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s